¿Cómo correr más y mejor?


Si el running se ha convertido en una actividad tan de moda, se debe a que es un ejercicio aparentemente muy básico pero que requiere de una buena técnica y preparación para conseguir verdaderos resultados. Cómo no, también es una excelente manera de liberar tensiones y soltar adrenalina al mismo tiempo que hacemos un gran ejercicio cardiovascular poniendo en marcha un montón de músculos de nuestro cuerpo. Además, es fácil apreciar una progresión gracias a la mejora de tiempos y distancias con el paso de las semanas.

Consejos para mejorar tu rendimiento

Sin embargo, hay quienes piensan que salir a correr no requiere de una técnica depurada, pero es verdad que se pueden seguir unas instrucciones para mejorar el rendimiento de manera rápida. Un aspecto al que no siempre se le presta demasiada atención es la respiración. De hecho, es uno de los grandes factores para no sentirse cansado después de recorrer largas distancias o durante sesiones que se alargan en el tiempo.

También hay que tener en cuenta que aunque cualquiera pueda salir a correr, es necesario tener cierto control del esfuerzo que realizamos en cada sesión. Aquellas personas que no estén acostumbradas a realizar ejercicio físico deberán comenzar con distancias más cortas y sesiones controladas en las que se combine la carrera por el paseo.

La motivación también es muy importante para aumentar los progresos en tus sesiones de carrera. Ello, se utiliza tradicionalmente la música para despejar la cabeza pero también se han puesto de moda las aplicaciones de teléfonos móviles que permiten compartir con tus amigos, los desconocidos, la distancia que recorres e incluso las rutas que utilizas.

Hay que recordar que no es bueno comer al menos 2 horas antes de comenzar a correr. Tu rendimiento se puede ver comprometido por la ingesta de alimentos pesados. Del mismo modo, mantenerse hidratado y recuperar los líquidos perdidos es vital para evitar la sensación de cansancio y alargar las carreras. Como se trata de una actividad pensada para mejorar tu salud, tanto física como mental, bajo ningún concepto debes continuar si percibes que tu organismo no funciona de la manera habitual y correcta. Es cierto que debes forzar tu cuerpo para conseguir resultados, pero eso no significa que tengas que exprimirte más allá de tus límites porque puede tener repercusiones negativas e incluso fatales.